sábado, 13 de noviembre de 2010

¿NO NOS ESTAREMOS EQUIVOCANDO?.

Vuelven a meternos por los ojos el tendencioso mensaje de la Dos Mares. Vuelven a intentar meternos en la cabeza que lo que mas interesa a Las Merindades es que nos hagan una autopista que nos cruce de este a oeste. A estas alturas yo creo que nadie se toma en serio que nos vayan a construir la entelequia prometida por Aznar, finiquitada por Cascos y sentenciada por la gente de medio ambiente de Zapatero, que justamente prometió lo contrario (Burgos Santander por Las Merindades) y encima autovía, o sea gratis. Todo esto queramos o no, es el cuento de la lechera y como tal dos cosas son bien ciertas: la administración no tiene dinero para hacer autopistas y evidentemente el sector privado en este momento no encontraría financiación para monstruosas obras de justificación cuanto menos dudosa y la otra es que la maquinaria electoral esta ya en marcha.

En cambio algunos de los que ayer se sentaron para pedir una autopista de peaje como solución a nuestro histórico aislamiento y que partiría Las Merindades en dos, son los mismos que poco hacen para que aquellos que deciden en Valladolid no se les ocurra otra cosa mejor que hacer que pretender gastarse el dinero de nuestros impuestos en una autovía de Villarcayo a Medina. 27 millones de euros, ¡manda narices!. ¿No será mejor invertirlos en la carretera a Bilbao?. ¿Por qué negar lo evidente? ¿Por qué se juega con nuestra voluntad cada 4 años? ¿Por qué el buen hacer y incuestionable esfuerzo de empresarios y asociaciones se utiliza con fines partidistas?.

Los números son fríos y abrumadores. Casi 5000 alegaciones de ciudadanos y asociaciones se opusieron a la Dos Mares. Casi 15000 firmas de una u otra manera desde 1976 han pedido una buena carretera o una autovía del Crucero al Berrón y de aquí a Burgos. Nadie ha salido a día de hoy a la calle pidiendo esta autopista supuestamente salvadora y que en el mejor de los casos no estaría acabada antes de 2015, justo para las próximas elecciones que la volverán a sacar al tintero, hasta entonces nada de nada. Tiempo al tiempo.

Todo lo contrario, muchos somos los que llevamos décadas pidiendo una infraestructura digna, beneficiosa, gratuita e infinitamente menos costosa e impactante con el medioambiente como sería acondicionar y adaptar a estos tiempos la CyL-629 de Sotopalacios al Berrón y en particular los 27 Km. desde el límite del País Vasco con el Crucero. Pero quizás el juego político de algunos de esos que se han sentado en la mesa a exigir algo que el propio Juan Vicente Herrera, su jefe de partido, aún no ha apoyado y ni siquiera exigido a Pepiño Blanco en una reciente reunión; nos tendrán que decir por que se aprueban autovías interiores de 6 km que no llevan a ningún sitio ni solucionan nada y poco se hace por el futuro y el progreso de toda una comarca. ¿Qué quieren entonces, propaganda fácil y gratuita? ¿no nos estarán intentando equivocar?. Las prioridades son claras, primero Burgos Bilbao y lo que venga detrás bien recibido sea, pero con orden y criterio.

0 comentarios: